La correa de distribución tiene como misión sincronizar el funcionamiento del motor en general, siendo ese el motivo por el que cualquier fallo en ella hará que el motor deje de funcionar automáticamente, es por eso que cambiarla preventivamente es una opción que debes tener muy en cuenta. Es conveniente cambiar este elemento entre los 70.000 y 130.000 km. Para comprobar su estado hay que fijarse principalmente si hay grietas, roturas o algún otro signo de desgaste.

Puede leer más información en el enlace:

https://www.infotaller.tv/electromecanica/sustituir-correctamente-correa-distribucion